¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

¿Por qué mi gato no maúlla?

Un gato preocupado

Si tu gato no maúlla, quizá tenga problemas respiratorios.

© Medveda / Shutterstock

Un gato se comunica con las personas a través de los maullidos. ¿Pero qué pasa cuando deja de hacerlo? Explicaciones.

Por Lucía F. Vargas

Actualizado el 25/8/21 10:38

El maullido es una expresión que consideramos común en un gato, pero no siempre fue así. Con el paso del tiempo, el maullido de un gato se ha transformado en un método de comunicación y forma parte de la adaptación de los felinos como animales domésticos.

De hecho, hay estudios que señalan que los gatos han perfeccionado sus maullidos para hacerse entender con los humanos.

El médico veterinario Enrique Vallejo explica que “lo primero es entender que los gatos hacen sonidos como el perro que ladra". Existen gatos más sociables que otros y por lo tanto tratan de hablar con nosotros al maullar más. ¿Pero qué pasa si tu gato no maúlla?

Razones por las que un gato no maúlla

Existen varias causas que hacen que un gato no maúlle. Tu gato puede que no maúlle porque, así como nos pasa a nosotros, puede sufrir de una inflamación en la laringe, también conocida como laringitis.

La laringitis se presenta en los gatos por ingerir agua o comida demasiado fría.

Otra razón podría ser que tras una sesión demasiado prolongada de potentes maullidos —causada por un celo o una pelea con otros gatos—, a tu gato le haya dado ronquera. La ronquera se presenta cuando la caja de voz del gato está hinchada y esto puede hacer que se quede sin voz. Suele durar máximo 5 días.

Consecuencias

Los gatos pueden dejan de maullar por enfermedades respiratorias o depresión. Aunque no es muy normal que los gatitos se resfríen, esto puede ocurrir si se exponen al frío mucho tiempo, sobre todo si es invierno o hay fuertes corrientes de aire en casa. Por ello, debes vigilar que su pelaje esté siempre seco.

Una gripe a la que no se le pone atención puede agravarse y convertirse en una infección respiratoria, como pulmonía o neumonía.

¿Qué le pasa a un gato cuando no maúlla?

Los gatos dejan de maullar porque se sienten mal, están enfermos o deprimidos. Algunos tratan de maullar y no pueden y podría ser debido a un problema respiratorio o un resfriado.

“En ocasiones lo tratan de hacer y suena diferente, como con ronquera o afonía, y de igual forma hay algo inflamado en su sistema respiratorio. Es muy diferente si no se mueve mucho, deja de comer y deja de maullar, pues eso puede ser una depresión y es mejor visitar al veterinario. Es necesario considerar que existen razas que no emiten sonidos o que no maúllan frecuentemente como el gato exótico, el habana, el fold escocés y el bengalí”, afirma el Dr. Vallejo.

¿Por qué mi gato no maúlla bien?

El estrés es la primera causa por la que un gato no maúlla mucho. “Está queriendo decir algo", señala el Dr. Vallejo. También es posible que no maúlle por territorialidad, más aún cuando hay más de un gato en la casa.

Hay razas de gatos que no emiten sonidos o maúllan poco

¿Por qué mi gato no maúlla mucho?

Si tu gato no maúlla mucho puede ser porque tenga una infección respiratoria, porque haya inhalado un gas irritable o que tenga un atragantamiento con un objeto.

El veterinario debe, por tanto, examinar a tu gato y determinar el tratamiento antibiótico o antiinflamatorio que precisa tu amigo peludo.

En ningún caso debes automedicar a tu gato con fármacos humanos, ni darle paracetamol o ibuprofeno. Esto es muy peligroso para ellos.

Los perros y los gatos tienen un cuerpo diferente al de las personas, por lo que su sistema digestivo no puede tolerar nuestras medicinas. Si les damos algún medicamento humano, podemos hacerles mucho daño. Es mejor siempre llevarlos al veterianario.

¿Por qué mi gato maúlla raro?

Tu gato puede maullar raro porque está quizás en celo. Durante este período, su maullido se vuelve más agudo y estridente, semejante a un lamento.

Para los humanos este sonido puede ser muy desesperante, pero para los gatos es muy atractivo, por lo que maullará muy fuerte para conseguir que una gata en celo le ponga atención.

También puede pasar que tu gato maúlle más de lo normal porque quiere comunicarse contigo porque le está pasando algo.

Ten en cuenta que, a partir de los 8 años, tu gatito puede desarrollar hipertiroidismo, cosa que hará que esté más nervioso y maúlle más.

Otro síntoma que puedes notar es que pierda peso a pesar de que coma más de lo normal.

También, algunos problemas parecidos a la demencia senil en las personas pueden aparecer en los gatos mayores. El gato se desorienta y maúlla sin razón durante el transcurso de la noche. Si tu gato ha perdido la audición con la edad, también tenderá a maullar más fuerte.

Los consejos publicados en Wamiz tienen una finalidad informativa y nunca deben ser utilizados como un sustituto a la consulta con un veterinario o especialista de la salud.