¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

¿Cómo hacer para que mi gato no se haga popó en la casa?

Gato haciendo popó

Los gatos son, en principio, muy higiénicos.

© RJ22 / Shutterstock

Si tu gato ha comenzado a hacer popó fuera de su bandeja pero goza de buena salud, significa que algo ha alterado su vida. Te explicamos las posibles causas.

Por Dra. Jo de Klerk, veterinaria miembro del 'Royal College of Veterinary Surgeons' (MRCVS) del Reino Unido

Actualizado el 27/3/21 20:28

Una pregunta muy frecuente por parte de los propietarios de gatos es por qué su gato se hace popó a lado de la mesa, en la alfombra o simplemente fuera de la caja de arena.

En primer lugar, tienes que saber que no se trata de una simple travesura o descuido de tu animal. Generalmente, los felinos solo ensucian el interior del hogar en casos de ansiedad, inseguridad o como señal de que algo no les gusta.

No olvides que, en circunstancias normales, los gatos son seres pulcros que odian ensuciarse.

Por supuesto que esta eliminación inapropiada también puede deberse a problemas médicos. La eliminación inadecuada de los desechos puede afectar tanto a los gatos macho como hembra, independientemente de la edad.

¿Por qué mi gato se hace popó en la casa?

Los gatos se comunican mediante marcadores de olor. Al igual que orinan para que otros gatos sepan que están cerca, también hacen popó para eso. Sin embargo, esta es sin duda la forma más extrema de marcar su territorio y decirles a los otros gatos que se mantengan alejados.

Generalmente, un gato se hace popó en la casa solo cuando se siente inseguro y/o ansioso. Recuerda que tu gato no está haciendo una travesura, así que no lo retes.

Es importante, sobre todo, tomar el control de la situación y mantener la calma.

Tratar de descifrar la causa real por la cual tu gato ha estado haciendo popó fuera de la caja de arena será un trabajo de detective de tu parte.

Razones por las que un gato defeca fuera del arenero

  • La llegada de un nuevo gato o gatito bebé a la casa.
  • Varios gatos viviendo en la misma casa. Esto puede generar tensiones por el uso de la caja para los desechos.
  • Ansiedad cuando estás ausente, vas a trabajar o sales de casa.
  • Los gatos mayores orinan y defecan en la casa en lugar de en la bandeja por dificultades físicas.
  • Las mudanzas son otro motivo de ansiedad.
  • Un gato macho marcando su territorio.
  • La presencia de un gato extraño que entra a la casa o la merodea.
  • Un cambio en la dieta o en los alimentos, aumentando la necesidad de vaciar el intestino.
  • Problemas de salud. Por ejemplo, la artritis, lo que le dificulta entrar en la caja de arena o ponerse en la posición correcta para defecar.

Cualquiera de estas razones podría ser la causa por la cual tu gato se hace popó en la casa, por lo que tendrás que prestarle mucha atención.

Debido a que algunos gatos se molestan ante lo más mínimo, las razones pueden ser muy diversas.

Comportamiento normal de un gato al momento de hacer sus necesidades

Durante las semanas 5 y 7, un gatito pequeño aprenderá a usar una caja de arena. A las 7-8 semanas debería poder cubrir sus heces y orinar en la arena.

Casi todos los gatos se ponen en cuclillas para orinar mientras que, por el contrario, elevan su postura para defecar.

Los felinos son mascotas muy privadas y prefieren hacer sus desechos en lugares apartados. Por esta razón, las bandejas de arena deben colocarse lejos de sus áreas comunes para dormir, comer y beber.

Como tal, puede ser necesario mover la caja de arena.

La ansiedad hace que tu gato defeque fuera del arenero

¿Cómo marcan su territorio los gatos?

El marcado de territorio es una rutina diferente a la defecación regular.

Hay varias formas diferentes en que un gato marca su espacio.

  • Frotamiento: cuando un gato se frota la cara contra ti, otras mascotas y muebles, está esparciendo feromonas secretadas por las glándulas faciales.
  • Rascado: las glándulas entre las almohadillas de los pies depositan el olor en una superficie.
  • Rociado de orina: por motivos sexuales, territoriales y reaccionales.
  • Defecación deliberada: defecar y dejar las heces en lugares deliberados, con el único propósito de marcar su territorio y no solo para vaciar las entrañas.

Trata de recordar el momento en el que tu gato dejó de usar la caja de arena. Si logras notar la causa o el desencadenante, resolver el problema será mucho más fácil.

Remedios caseros para evitar que un gato haga popó en la casa

Una vez que hayas identificado que tu gato está ensuciando la casa, es importante que resuelvas el problema para que no continúe.

Esto se debe a que no solo es antihigiénico, sino que probablemente también te volverá loco.

Hay varias acciones que puedes implementar en casa.

Limpia la bandeja de arena con frecuencia

Los gatos son mascotas muy exigentes y, a medida que envejecen, esto se potencia aún más. Asegurate siempre de que su caja de arena se mantenga limpia y vacía las heces con frecuencia.

Lo mejor es limpiar la caja de arena todos los días, especialmente si tu gato orina y defeca allí.

Algunos gatos son bastante extravagantes y es posible que no estén contentos con la cantidad de arena en la caja.

No es mala idea cambiar esto solo para ver si hace alguna diferencia. Asimismo, a algunos felinos no les gusta usar una bandeja con lados altos. Ajusta estos aspectos y estarás bien encaminado para resolver el problema.

Si se trata de un problema de salud...

Un gato mayor con artritis puede tener dificultades para meterse en una bandeja. Es más, son capaces de desarrollar nuevos hábitos para evitar hacer sus desechos allí, ya que saben que les causará dolor.

Esta es una razón por la cual el gato se hace popó en la casa. Siempre asegúrate de que no sufra algún problema médico llamando a un veterinario.

Cada gato debe tener su propia bandeja para hacer popó

Proporciónale un lugar seguro a tu gatito

En algunos momentos, los gatos suelen preferir los lugares cómodos y alejados para pasar el rato, especialmente en el caso de los gatos mayores.

Tu tarea será darle un espacio, preferentemente a una altura considerable (por ejemplo, un árbol es ideal), donde tu gato pueda estar aislado.

Sin duda, esto reducirá su ansiedad y le dará una sensación de control.

Si tienes varios gatos...

A cada gato se le debe dar su espacio individual para comer, dormir e ir al baño en paz y tranquilidad. Es una buena idea que cada uno tenga su propio tazón de comida.

Lo mismo ocurre con las bandejas sanitarias. Tu gato puede estar ansioso debido a la presencia de otros gatos en esas áreas. Poner bandejas de arena para cada gato en toda la casa solucionará ese problema.

Juega con tu gato

Un gato se hace popó también por estar aburrido, ya que el aburrimiento es una causa de estrés. Para contenerlo, resérvate tiempo todos los días para jugar con él a través de juguetes o actividades físicas. Esto le ayudará a estimular sus habilidades naturales y hará que se sienta más a gusto.

La interacción humana es muy importante

Para tu gato, estar contigo es un momento único. Hazle sentir lo mismo a él proporcionándole amabilidad, cariño, acciones predecibles y tareas interactivas. Eso sí, siempre en los términos que desee tu gato. De lo contrario, forzarlo a hacer cosas solo lo estresará más.

Trata de no perturbar el sentido del olfato de tu gato

Para un gato, un olor se puede componer de muchas cosas: otras mascotas, muebles, personas, alimentos o prácticamente todo lo que frecuenta en un hogar. Cualquier cambio de olor lo estresa, razón que explica que el gato se haga popó en la casa. Siempre ten en cuenta a tu mascota felina cuando introduzcas cambios que generen nuevos olores en el hogar, como la llegada de otro gato, muebles nuevos, productos de limpieza y perfumes nuevos.

¿Cómo abordar este tema con mi veterinario?

Si has intentado todo para disminuir la ansiedad de tu gato y nada ha funcionado, tienes que llevarlo con un veterinario para verificar que no haya ningún problema de salud. Recuerda que muchas enfermedades no siempre se manifiestan de la misma manera.

Por ejemplo, la artritis no siempre se presenta con una cojera. Hay formas más discretas, como saltar con menos frecuencia. El estrés, a su vez, no siempre genera problemas de comportamiento, también puede generar pérdida de pelo, lo cual además puede ser un indicio de problemas cutáneos, que deben ser vistos por profesionales.

Estas son algunas cosas que un veterinario puede abordar si tu gato se hace popó en la casa. En caso de notar algún problema de salud, le recetará tratamientos médicos. En cambio, si no detecta nada malo, posiblemente le dará productos a base de feromonas felinas para ayudarle a sentirse tranquilo.