¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Dogo argentino

Otros nombres: Mastín argentino

Dogo argentino

El dogo argentino es un auténtico ícono y la única raza pura que se registra en su tierra. Es distinguido por su espíritu protector y valiente, además de ser una mascota que establece un lazo de gran fidelidad con el círculo social que lo rodea en la casa. Como hecho curioso, surgió producto de la cruza de una multiplicidad de razas, como el mastín español, bull terrier, bulldog inglés y boxer de Burdeos. Esto lo ha dotado, entre otras virtudes, de una destreza física cuyas condiciones son envidiables. Aunque la mirada sea seria y el caracter algo testarudo, la vida de este perro se rige por la serenidad y el afecto.

Información principal sobre el Dogo argentino

Esperanza del vida del Dogo argentino :

5

17

10

12

Carácter :

Cariñoso Juguetón Tranquilo Cazador

Tamaño del Dogo argentino :

Historia y orígenes

Sus orígenes se rremontan a principios del siglo XX. Por entonces, en la provincia de Córdoba, el médico cirujano cordobés Antonio Nores Martínez impulsó un proyecto que involucró diversas razas para alcanzar una mezcla superior con las mejores cualidades de todas las partes. El mastín, alano, bull terrier, bulldog, boxer, dran danés, woolhound y pointer formaron parte del proceso, cuyo resultado sería lo que hoy conocemos como el dogo argentino. Si bien su aspecto difinitivo lo obtuvo en la década de los 40´s, recién en 1964 fue reconocido oficialmente a nivel nacional y en 1973 globalmente.


 

Características físicas del Dogo argentino

    Tamaño del Dogo argentino

    Hembra : Entre 60 y 65 cm

    Macho : Entre 60 y 68 cm

    Peso del Dogo argentino

    Hembra : Entre 40 y 43 kg

    Macho : Entre 40 y 45 kg

    Colores del pelaje del Dogo argentino

    Blanco

    Tipos de pelaje

    Corto

    Colores de ojos del Dogo argentino

    Café

    Características físicas del Dogo argentino

    El Dogo argentino es un perro con cuerpo atlético. Sus proporciones son armoniosas, de tipo mesocefálico (de proporciones medianas). Su porte es noble y orgulloso, y su musculatura es poderosa. 
     

    Conviene saber...

    A raiz de su aspecto molosoide y su pasado como perro de pelea, hay personas que piensan que el dogo argentino figura en la lista de perros potencialmente peligrosos. Esto, sin embargo, no es verdad. Para tener esta raza no se necesita de un permiso especial para adoptarlo. 

    Sin embargo, un mastín argentino que no corresponde con el estándar oficial de la raza y no cuenta con pedigree sí podría entrar en la categoría de perros peligrosos, simplemente porque no se puede garantizar que sus orígenes sean puros ni que su carácter sea equilibrado como corresponde a los perros de su tipo. 

    Otro prejuicio con respecto a estos perros es que su pelaje blanco indica que pertenecen a la clase de perros con propensión a la sordera. Sin embargo, no se trata de un problema común de su raza. 

    Carácter

    • 100%

      Cariñoso

      El dogo argentino no solo tiene un caracter fuerte y enérgico, proporcionado por su condición atlética. También es tan dulce como afectuoso, pese a su mirada seria y penetrante. Este moloso tiene un carácter tan sensible que prefiere permanecer cerca de sus amos, con quienes suele forjan una relación de gran leal y apego. 

    • 100%

      Juguetón

      Gracias a su espíritu deportista, a este perro le encanta jugar y entrenerse. Eso sí, como la fuerza de su mordida es impresionante por naturaleza, demanda que se le enseñen modales desde pequeño para que controle sus fuerzas y no lastime a nadie, así como también la necesidad de hacerle entender cuándo relajarse y terminar el juego .
       

    • 100%

      Tranquilo

      Este perro es equilibrado, ya que sabe mostrarse dinámico y alegre durante la actividad física, pero también tranquilo cuando está en casa o es momento de descansar. Los aficionados de esta raza aseguran que es bastante sencilla la convivencia. 
       

    • 66%

      Inteligente

      La utilidad y las aptitudes de esta raza son objeto de controversia. En su país de origen fue inicialmente seleccionado para ayudar en la caza. Din embargo, en Europa es utilizado como perro guardián, buscador de escombros y de explosivos, como perro policía o ayudante de personas con discapacidad. 

      Su inteligencia es muy alta. Ya sea para adaptarse a diferentes situaciones y espacios, como a la hora de desempeñarse con gran aptitud y energía en las tareas que se le asignan. 

    • 100%

      Cazador

      Ya que se trata de un cazador nato, mantiene el título de depredador desarrollado, incluso si se trata de un perro de compañía. Si logra atrapar a una presa o se encuentra en una situación de enfrentamiento, la fuerza de su mordida puede ser letal. 

      Es muy importante evaluar este último rasgo a la hora de la convivencia con otros animales, especialmente más pequeños. En esos caso, la relación tenderá a ser difícil porque pueden  despertarse sus instintos cazadores con facilidad. 
       

    • 100%

      Miedoso / desconfiado con los extraños

      Si bien es sumamente amable, la confianza de esta raza no se logra sencillamente. Recuerda que también es muy atento, por lo que primero necesita observar y determinar el peligro potencial de cualquier situación.

      Esta desconfianza inicial, sumada a su aspecto intimidante, el dogo argentino puede desempeñarse como guardián de una propiedad o simplemente como protector del hogar. 

      Hay que tener especial cuidado con su educación y socialización. Cualquier carencia, maltrato o falta de aprendizajes de cachorro podrá convertirse en agresividad o problemas de comportamiento a la edad adulta, convirtiéndolo potencialmente en un animal peligroso.  

      En cambio, con cariño y paciencia se le puede educar para que sea una mascota muy tranquila y respetuosa. 
       

    • 33%

      Independiente

      A pesar de su costado testarudo, el dogo argentino no suele ser solitario. Al contrario, para sentirse bien necesita estar rodeado de los suyos y contar con la aprobación de su familia. Esta raza es muy fiel y hará lo que pueda para complacer a los miembros del grupo social que lo rodea. 
       

      Comportamiento del Dogo argentino

      • 33%

        Tolerancia a la soledad

        Para tener un dogo, hay que contar con disponibilidad de tiempo. La soledad puede representar un castigo para esta raza. 

        Con el fin de complacer sus gustos sin malcriarlo, se le puede acostumbrar desde cachorro a estar solo en casa cuando sea necesario y sin que sufra. Por ejemplo, al momento de que sus tutores deben ir a trabajar. Claro que siempre es mejor garantizarle compañía el mayor tiempo posible por su bienestar 

      • 66%

        Fácil de educar / obediente

        La edad de cachorro es una etapa clabe en la vida del dogo argentino. En ese período es cuando deben ser educados y socializados en profundidad. A través de un trato firme pero justo, entenderá y aprenderá. En cambio, por medio de maltratos o castigos, acabará siendo un animal temeroso o agresivo. 

        Los métodos educativos deberán basarse en los estímulos positivos, generalmente con premios y caricias. Las órdenes deberán ser firmes y coherentes sin gritar o generar alborotos. Como se trata de un perro bastante juguetón, las actividades lúdicas de obediencia serán el mejor camino para ayudarle a tomar buenos hábitos.  

        Si es necesario compensar su lado testarudo, la mejor receta será la constancia y firmeza de las enseñanzas. Así, al cabo de un tiempo prudente, aprenderá sin problemas. 
         

      • 33%

        Ladrador

        Una de las particularidades de este perro es su discreción. No es para nada ruidoso ni molesto, siempre y cuando sus necesidades de ejercicio y afecto se vean satisfechas. 
         

      • 66%