¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

Problemas cardíacos en perros y gatos: síntomas, causas y tratamiento

Un perro y un gato cachorros en una veterinaria

Las razas puras suelen tener más problemas cardíacos.

© V-svirido / Shutterstock

Las enfermedades del corazón pueden ser de las más delicadas, pero no siempre son graves. El director del Instituto Pasteur en Argentina nos lo explica. 

Por Dr. Guillermo Belerenian, director del Instituto Pasteur en Argentina

Publicado el 27/5/21 1:06

Sumar un animal doméstico a nuestra vida tiene muchos significados. Compañía, diversión y cariño pueden ser algunos de los tantos sentimientos que nobles perros y gatos son capaces de generarnos. En paralelo, sin embargo, también representan una serie de responsabilidades. Como, por ejemplo, ante el cuidado de su salud.

Entre las complicaciones más importantes se encuentran las afecciones cardíacas. Como toda enfermedad, nunca es grato pasar por estos momentos, pero tu amigo de cuatro patas necesitará de tu atención y preparación si se presentan. Para saber qué hacer, el Dr. Guillermo Belerenian, director del Instituto Pasteur en Argentina, responde a todas nuestras preguntas en entrevista con Wamiz Latinoamérica.

¿Cómo saber si mi mascota sufre problemas cardíacos?

Difiere según las especies. En el perro es más común que presente tos con arcadas que simula que tiene atragantado pelos en la garganta, pero sin vomitar nada. En el gato se manifiesta con una respiración muy forzada o con un gran esfuerzo del abdomen o con la boca abierta. En ambos pueden ocurrir desmayos, que son síncopes.

Los perros suelen manifestar tos con fuertes arcadas

¿Cuáles son las causas principales de los problemas cardíacos en las mascotas?

En el perro son problemas de válvulas. Sobre todo, una válvula que separa la aurícula izquierda del ventrículo izquierdo que se llama válvula mitral. Cuando esta no cierra bien, la enfermedad se llama “insuficiencia de la válvula mitral”.

En el gato los problemas más comunes son de músculos. Especialmente, cuando el músculo del ventrículo del corazón se pone grueso, por una causa genética, a la que se denomina “miocardiopatía hipertrófica”.

¿Qué consecuencias provoca un problema cardíaco?

Puede ser una enfermedad asintomática leve, que curse mucho tiempo sin síntomas, hasta que se manifiesta una descompensación. O, en cambio, puede presentarse de un modo abrupto, que puede poner en peligro la vida del animal, y requerir tratamiento con urgencia.

La respiración forzada y el esfuerzo abdominal son signos de un posible problema cardíaco

¿Qué tipos de insuficiencias cardíacas hay?

Estaban clasificadas de manera arbitraria entre insuficiencia cardíaca del ventrículo izquierdo o del ventrículo derecho. En el primer caso, dan dificultad respiratoria con edema de pulmón, ahogos y agitaciones. En el segundo, dan acumulación de líquido en el abdomen y en la pleura (el espacio que hay entre las costillas y el pulmón). En ambos, también pueden haber desmayos.

¿Los problemas cardíacos siempre son graves?

No. Hay problemas cardíacos que son leves, como una inflamación leve del corazón, que puede ser pasajera. O un problema valvular leve. De hecho, los últimos estudios al respecto indican que la mitad de los pacientes caninos con problemas leves sobre la válvula mitral mueren de otra cosa.

El humo del cigarro o el polen agudizan los problemas cardíacos

¿Qué cuidados se pueden tomar en casa para paliar los problemas cardíacos?

Si el problema ya originó síntomas, es importante que no se exija por demás en cuanto a actividades físicas. También, realizar una consulta programada y regular al médico veterinario. Así como también evitar sobrecargas de sal en la dieta y que el aire que respira el animal no esté contaminado, como por ejemplo por el humo de cigarrillo o plantas que larguen polen, que irritan las vías aéreas.

¿De qué forma se pueden evitar los problemas cardíacos en nuestras mascotas?

Actualmente, en el caso de los gatos se están estudiando marcadores genéticos para la enfermedad del músculo. En el momento en que se encuentren listos, seguramente se podrá hacer una cría con líneas libres del problema.

En cambio, para los perros aún no hay marcadores genéticos por el estilo que permitan determinar qué perro va a tener problemas valvulares y cuál no o qué perro tendrá problemas en el músculo y cuál no. Evitarlo es muy difícil.

¿Cómo es la tos cardíaca?

Se trata de una tos que no es muy sonora. Puede ocurrir por la mañana, al acostarse o durante una actividad física. Esta tos, luego de terminar, produce una arcada que no termina en vómitos. A lo sumo, el animal vomita un poco de moco bronquial. Esta es la famosa “tos cardíaca” que la gente dice que es como si se atragantara un hueso o tuviera pelos en la garganta.

La tos cardíaca produce arcadas

¿Qué razas tienden a contraer más problemas cardíacos?

Las razas puras suelen tener más problemas cardíacos que las mestizas. Las razas de tamaños entre 8 y 15 kilos en perros cuentan con más propensión a las valvulopatías, sobre todo a la insuficiencia mitral. Las razas más grandes —como el rottweiler, dóbermangran danés, bóxer, ovejero alemán o pitbull— tienden a sufrir más problemas del músculo del corazón.

¿Hay determinadas dietas alimenticias para mascotas con problemas de corazón?

En realidad, sí. Hay dietas medicadas para problemas cardíacos que se basan en un perfil de nutrientes adecuados para brindar energía al corazón y una baja carga de sodio para evitar la hipertensión y el acúmulo de agua y sal en estos pacientes.

¿Qué preguntas le debo hacer al veterinario?

Le debes preguntar cuáles son los signos y síntomas más frecuentas de la enfermedad cardíaca. Debes preguntar qué pronóstico tiene un animal con una enfermedad cardíaca y que opciones terapéuticas hay. Si hay tratamiento farmacológico, quirúrgico o ambos.

¿Cuáles son los posibles tratamientos médicos para las enfermedades cardíacas?

Existen muchos. Hay, en este momento, un cambio de paradigma de por qué falla el corazón y se están desarrollan muchas nuevas drogas para afrontar estas enfermedades. Este punto es muy extenso, pero —en líneas generales— son frecuentes los usos de vasos dilatadores, los diuréticos, los inodilatadores, los moduladores de las contracciones del corazón, los antiarrítmicos, etc.

Los consejos publicados en Wamiz tienen una finalidad informativa y nunca deben ser utilizados como un sustituto a la consulta con un veterinario o especialista de la salud.