¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

9 razas de perros que parecen zorros

Un red shiba inu posa en un bosque

El shiba inu es uno de los perros más similares al zorro.

© Ricantimages / Shutterstock

No hay razas de perros que desciendan de los zorros, pero hay algunas que se les parecen y mucho. Aquí te las mostramos.

Por Manuel Casado

Publicado el 7/4/21 17:33

¿Perros que parecen zorros? Claro que sí. Dentro del universo canino podemos encontrar doggies con apariencias muy similares.

Pelaje radiante, hocico afinado, orejas puntiagudas y cola tupida. Todos son rasgos comunes entre los raposos. Sin embargo, también están presentes en ciertos perros que —a diferencia— son animales completamente domésticos y no dependen de ambientes salvajes. 

Si te gustaría contar con esta particular compañía en tu hogar, pero antes quieres informarte sobre su historia, comportamiento y estilo de vida —entre otras características—, conoce aquí las nueve razas más representativas de la categoría de perros que parecen zorros.

1. Shiba inu

Esta raza canina asombra por el parecido que tiene con los zorros, quizás más que ninguna otra. Por si fuese poco, se trata de uno de los canes más longevos del mundo, ya que han sido encontrados restos de antepasados que datan de los años 2000 a.C. Sus orígenes se ubican en zonas montañosas del territorio actual de Japón, aunque también se atribuye a regiones de Corea del Sur y el sur de China.

Este perro cazador por naturaleza es robusto y tiene un tamaño mediano, perteneciente a la familia de los spitz. Sus orejas se encuentran erguidas, el pelaje es grueso y la cola tiene forma enroscada. El color varía entre diversas gamas de rojizo fuego, blanco, crema y sésamo. Su instinto es independiente y sigiloso, pero también muy protector y cercano con respecto al círculo familiar.

  • Tamaño: dentro de los perros medianos, es pequeño. La cruz de su cuerpo va de los 37 a los 40 cm.
  • Peso: entre 9 y 15 kg. Las hembras son más livianas.
  • Expectativa de vida: estándar, vive de 12 a 15 años.

2. Volpino italiano

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Amie (@amie.the.volpino)

No es tan conocida, ya que se encuentra poco extendida por fuera de Italia, pero esta raza tiene tamaño, aspecto y comportamiento de zorro. Es más, volpino significa “pequeño zorro” en italiano. En comparación, su cuerpo se asemeja al raposo ártico: contextura pequeña y pelaje tupido color blanco o champán (también hay ejemplares más rojizos). Además, se trata de un animal muy astuto y sagaz. Todo lo que hace tiene un propósito. Y, para coronar sus dones, cuenta con una gran simpatía y sentido del humor a la hora de la convivencia y los juegos.

  • Tamaño: crece hasta 27-30 cm de altura.
  • Peso: es una raza liviana. No supera los 5 kg.
  • Expectativa de vida: tiene una buena resistencia ante las enfermedades, por lo que suele vivir una media de 15 años.

3. Pomsky

Al igual que el shiba inu, el pomsky pertenece a la clase de perros que se parecen a los zorros. Pero, a diferencia de esta, su irrupción lleva poco tiempo: recién se dio a conocer hace menos de una década. Impulsada en criaderos estadounidenses, pertenece a una línea híbrida generada por la fusión entre machos pomerania y hembras husky siberiano. Un pomsky es hábil, amable y atlético. Tienen la cara angulosa y las orejas paradas. Aquellos que presentan un pelaje anaranjado con detalles blancos en la zona inferior de su cuerpo son casi idénticos a los zorros. Sin embargo, por ser una raza aún en desarrollo, no todos los ejemplares se parecen tanto.

  • Tamaño: tiene un tamaño menor que el husky, pero hay de distintos volúmenes, por lo que su altura va de los 30 a los 55 cm.
  • Peso: es otra característica fluctuante en este perro. Hay ejemplares de 7 kg y otros de 14 kg.
  • Expectativa de vida: es alta. Pueden vivir perfectamente entre 14 y 16 años.

4. Spitz finlandés

Perro de caza y guardián de gran estirpe entre los antiguos pueblos nórdico, el spitz finlandés es hoy un ícono en su país, donde está considerado can nacional desde 1979. Este “zorrito” de patas largas y cuerpo sólido siempre presenta un aspecto impoluto y porte elegante. Se destaca también por su hocico afilado, sus orejas picudas y su espectacular pelaje anaranjado o color miel. Para esta raza no hay nada mejor que un estilo de vida jovial, afectuoso y estimulante, ya que es muy vivaracho e inteligente y no deja que nada escape de su alcance y entendimiento.

  • Tamaño: perro mediano de contextura fina que mide entre 38 y 51 cm.
  • Peso: puede pesar entre 14 y 16 kg.
  • Expectativa de vida: alcanza hasta los 14 años, usualmente.

5. Akita inu

El akita inu (o akita japonés) es una raza canina asiática que es considerada tesoro nacional en Japón, país en el que se originó a principios de 1600 como perro cazador de presas grandes y de peleas entre las comunidades del norte. Si bien tiene el rostro más ancho y una contextura física menos estilizada y más fornida con respecto a un zorro, su pelaje presenta características muy similares. Anaranjado, sésamo, blanco y dorado son los colores. Con los años, la vida más doméstica lo ha convertido en un perro con un carácter protector, dominante y cercano a sus íntimos, algo muy valorado —especialmente— en la cultura nipona.

  • Tamaño: la altura a la cruz va de los 63 a los 68 cm.
  • Peso: varía mucho de acuerdo con el tamaño. Una hembra puede pesar entre 29 y 50 kg, mientras que un macho entre 38 y 58 kg.
  • Expectativa de vida: pese a que sufre pocas complicaciones de salud, alcanza un estándar promedio de entre 10 y 12 años de vida.

6. Schipperke

Encontrar a un zorro de color negro es una rareaza. Y, si hay un perro que se le parece, tenemos que hablar del schipperke. Su manto es completamente oscuro, tiene orejas triangulares y una contextura corporal fibrosa. Proveniente de suelos belgas, donde es muy querido, durante el siglo XVII se convirtió en la mascota preferida de los zapateros de Bruselas debido a que controlaba las plagas de ratas, ratones y demás roedores. Luego, gozó de buena fama entre la realeza hasta que su popularidad atravesó diversos países de Europa. Este pequeñito ágil, travieso e inquieto siempre es protagonista a donde va.

  • Tamaño: la altura de este perro pequeño va de 21 a 33 cm.
  • Peso: liviano. Alcanza entre los 5,5 y 7,5 kg.
  • Expectativa de vida: es una raza resistente que vive hasta los 15 años.

7. Samoyedo

Su majestuoso pelaje espeso, como si fuese algodón, hace que se le asocie con frecuencia a la figura de un lobo. Sin embargo, los ejemplares menos corpulentos de esta raza también presentan similitudes con los zorros. Esto, además, es proporcionado por su hocico refinado y orejas levantadas en forma de triángulo. Proveniente del norte de Rusia, tuvo un rol de guardián de rebaños y jalador de trineos entre la tribu nómada de nombre homónimo. Un tipo de can con gran antigüedad que lleva un estilo de vida acostumbrado al frío extremo y tiene un comportamiento extrovertido y fiel con sus tutores y vínculos cercanos. El cariño constante es su estado preferido en el mundo.

  • Tamaño: los ejemplares grandes alcanzan los 56 cm, mientras que los pequeños rondan los 46 cm.
  • Peso: el peso oscila entre los 23 y 30 kg.
  • Expectativa de vida: es una raza que puede sufrir problemas físicos pero es capaz de alcanzar los 15 años de vida.

8. Alaskan klee kai

Otro perro mitad lobo, mitad zorro es el alaskan klee kai. Pero depende del ejemplar. Esta raza proviene en la región de Wasilla, de Alaska, por la criadora Linda S. Spurlin y su familia, que pretendía un perro similar al husky pero que no fuera destinado al trabajo (como la caza, los trineos o el ganado). Así nació el alaskan klee kai, cuyo aspecto remite a los férreos perros esquimales, pero que en realidad es un animal de compañía. De ese proceso también obtuvo una forma de ser dócil pero muy activa.

  • Tamaño: es un perro mediano de entre 34 y 42 cm.
  • Peso: de 7,3 a 10 kg, en términos estándar.
  • Expectativa de vida: como tiene pocos problemas genéticos de salud, su vida puede llegar a durar hasta 16 años.

9. Elkhound noruego

Gracias al aspecto de su pelaje tupido y gris (que se combina con un dégradé color miel en la zona baja), el elkhound noruego —también conocido como cazador de alces noruego— es comparado con los zorros plateados. Este perro se presentó por primera vez a fines de 1870 y se convirtió en un perro cazador muy preparado para desempeñarse ante grandes nevadas, alrededor de bosques y en zonas montañosas del territorio escandinavo. En la actualidad, está considerado un símbolo nacional en su país. Fuerte, presente, inteligente y amigable (especialmente, con los niños) hacen a su comportamiento.

  • Tamaño: la altura alcanza 55 cm hasta la cruz, con un piso mínimo de 45 cm.
  • Peso: las hembras son más pequeñas y rondan los 20 kg, mientras que los machos pueden llegar hasta los 27 kg.
  • Expectativa de vida: es óptima, ya que pueden vivir hasta 15 años.