¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

5 razas de perros que parecen lobos

Dos perros husky siberianos

Los perros husky siberianos parecen lobos, pero no lo son.

© Konstantin Zaykov / Shutterstock

La investigación sobre la relación entre perros y lobos es histórica. Aquí te mostramos cuáles son las razas de perros que más se parecen a los lobos.

Por Manuel Casado

Actualizado el 17/6/21 10:12

A lo largo de la historia se han realizado múltiples estudios para explicar la relación genética entre perros y lobos. Por aspecto, se pueden identificar diversas similitudes que presentan ambas especies, al igual que en ciertos comportamientos, pese a las diferencias marcadas por la vida doméstica que ha prevalecido en unos frente a la salvaje que aún llevan los otros.

Según una investigación reciente publicada en la revista Biology Letters, los perros modernos podrían descender de los lobos antiguos "domesticados" para jugar con humanos hace miles de años. Aún así, ese no es el resultado definitivo.

Hasta el día de hoy siguen existiendo muchos grises, informes contrapuestos y dudas en medio de este puzle genético, donde es difícil identificar el eslabón perdido entre especies que han atravesado una infinidad de cruces selectivos y apareamientos espontáneos. Por eso, te contamos aquí cuáles son aquellas razas de perros que en la actualidad presentan los rasgos más parecidos a los de los lobos, independientemente de la carga que tengan en su ADN.  

1. Perro lobo (wolfdog)

Si hay un perro que se parece a un lobo más que cualquiera de sus pares, ese es el perro lobo (wolfdog). Este animal surgió en América del apareamiento de un lobo gris y un perro. Su cuerpo es robusto y musculado, tiene un pelaje denso, es muy inteligente y hábil, y su sociabilización depende del trabajo de un instructor canino ya que es tímido y solitario. No es tan común y en algunos países ni siquiera está contemplado como doméstico, pero hay muchos criadores en diversas partes del mundo que se encargan de asemejar su comportamiento al de un canino.

Producto de esta estrategia y en su condición de híbrido entre ambas especies, hoy hay tres variedades de esta raza, de acuerdo con la carga genética de lobo que presentan, asemejando el parecido físico, modos de vida y también el carácter del perro al de este en mayor o menor medida. Son los low charge (tienen entre un 1% y 49% de ADN de lobo), los medium charge (entre el 50% y el 74%) y los high charge (del 75% en adelante).

  • Altura: de 65 a 75 cm el macho y de 60 a 70 cm la hembra.
  • Peso: de 30 a 45 kg el macho y de 25 a 35 kg la hembra.

2. Malamute de Alaska

Originario del norte de los Estados Unidos, el alaskan malamute es una raza de perro grande de “jauría” y una de las más longevas dentro de los canes de trineos. Por mucho tiempo fue el encargado de realizar largos viajes y bajo condiciones climáticas hostiles en regiones de montañas y nieve. Su pelaje es altamente frondoso con una gama de colores entre gris y blanco, mientras que su porte es ancho y fornido. En la actualidad, pese a que mantiene una posición dominante, es un perro que no tiende a ser agresivo y puede convivir muy bien con la familia, ya que suele ser sociable, cariñoso y protector.

  • Altura: entre 56 y 61 cm la hembra y entre 61 y 66 cm el macho.
  • Peso: entre 32 y 38 kg la hembra, mientras que el macho pesa entre 36 y 43 kg.

3. Tamaskan

De aspecto similar al wolfdog (perro lobo), el tamaskan proviene de Finlandia tras la cruza de diversas razas de perros de trineo como el husky siberiano y el malamute de Alaska. Tiene un cuerpo esbelto con un pelaje de distintas gamas de grises y se encuentra dotado de un gran sentido del olfato, mucha agilidad y notable resistencia. No suele sufrir grandes problemas de salud y es muy sociable. Ideal para vivir con familias y gran compañero para los niños y otros animales domésticos. Por su tendencia a cavar, trepar y jalar (como todo perro de trineo), suelen requerir el trabajo educativo de algún instructor canino.

  • Altura: la hembra pesa 61–66 cm y el macho 63–71 cm.
  • Peso: el macho alcanza entre los 25 y 40 kg, mientras que la hembra ronda entre los 20 y los 35 kg.

4. Husky siberiano

El husky siberiano es una de las razas caninas más antiguas del mundo. Su expansión se dio desde Siberia a partir de las tribus locales kamchadal y koryak. En un comienzo fue usado como animal de caza y carga, luego como jalador de trineos, un medio de transporte sumamente importante para los pueblos nórdicos. Suele tener un pelaje denso mitad blanco en la parte inferior del cuerpo y negro en la zona superior. Se trata de un perro más inofensivo de lo que parece (no es guardián, por ejemplo) y en la actualidad tiende a ser muy juguetón y compañero. Pese a su apariencia sumamente parecida, no tiene relación genética alguna con los lobos.

  • Altura: el macho mide entre 53 y 60 cm, mientras que las hembras entre 50 y 56 cm.
  • Peso: los machos rondan los 20 y 28 Kg, mientras que las hembras pesan entre 15 y 23 kg.

5. Pastor alemán

La llegada del pastor alemán data desde finales del siglo XIX, cuando Alemania dio comienzo a una enorme crianza de perros policía, rescatistas y cuidadores de rebaños. A partir de entonces, se pobló cada vez más hasta el boom de la raza, cuya popularidad cruzó fronteras y perdura intacta hasta la actualidad. Tanto su despliegue físico como la inteligencia y el valor son características imprescindibles de esa clase canina. De porte triunfal y holgado, el color de su pelo denso y áspero recorre diversos colores entremezclados que van del beige y amarillento hasta el negro sólido, marrón o gris. Con el tiempo, logró ser un perro muy considerado para la vida hogareña gracias a su espíritu incorruptible y gran compañero de sus tutores.  

  • Altura: el macho adulto alcanza los 63 cm y la hembra 58 cm.
  • Peso: el peso del macho ronda entre los 30 y 40 kg, y el de la hembra va de los 22 a 32 kg.

Otros perros con características de lobos

También existen otras razas caninas que presentan grandes similitudes con el aspecto de los lobos. Estas son: