¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

Probióticos para calmar la ansiedad en perros

Perro ansioso con tratamiento de probióticos

Los comportamiento agresivos son síntomas de ansiedad.

© Jaromir Chalabala / Shutterstock

Así como hay muchas razones por las que un perro está ansioso, existen también muchas soluciones para calmarlo, incluidos los probióticos.

Por Dra. Hester Mulhall, veterinaria miembro del 'Royal College of Veterinary Surgeons' (MRCVS) del Reino Unido

Actualizado el 23/3/21 10:50

Todos los perros son únicos y existen muchas razones ocultas detrás de un comportamiento exaltado.

Si consideras que tu perro es hiperactivo o ansioso, siempre es mejor consultar a un veterinario o especialista en conductas caninas.

De esa forma, lograrás identificar la razón, descartar enfermedades y aprender las mejores técnicas de entrenamiento para que tu mascota se sienta más tranquila.

Y, como resultado, posiblemente tendrás que recurrir a los probióticos para calmar a un perro.

¿Cómo calmar a un perro ansioso?

A largo plazo, un perro ansioso y su dueño necesitarán el apoyo de un adiestrador canino calificado para ayudar a comprender la raíz del problema. Recuerda que si tu perro está ansioso es porque está tratando de decirte algo. Y si es ignorado, estos comportamientos pueden provocar miedo y/o una reacción agresiva.

Síntomas de la ansiedad en perros

Los síntomas de la ansiedad variarán entre cada perro.

Sin embargo, destacan:

  • los ladridos excesivos (particularmente cuando el dueño está ausente),
  • el jadeo aunque no haga calor,
  • comportamientos destructivos (por ejemplo, morder juguetes o muebles),
  • limpiado excesivo o constante,
  • comportamientos agresivos.
Antes de usar un probiótico, consulta a tu veterinario

Causas de la ansiedad en perros

Son muchas las causas de la ansiedad en nuestras mascotas. Algunos perros se ponen ansiosos cuando se separan de sus dueños, lo que se define como “ansiedad por separación”.

Otras ansiedades comunes se relacionan con ruidos fuertes, cambios en el entorno (como un nuevo bebé en la familia o una mudanza de hogar) o la protección de algún elemento (por ejemplo, preocuparse por la desaparición de un juguete o golosina valiosa).

Sin embargo, existen muchos otros tipos de ansiedad y, a menudo, la raíz de estos problemas no siempre es obvia.

Razas de perros más propensas a tener ansiedad

Hay estudios que muestran que algunas razas pueden ser más propensas a ciertos tipos de ansiedad que otras.

Las razas más pequeñas tienen más probabilidades de mostrar ansiedad ante la presencia de extraños.

Pero otros factores como la edad también pueden provocarla. Los perros más jóvenes tienen más probabilidades de verse afectados por la separación de su dueño, mientras que los perros mayores tienen más posibilidades de tener miedo a las tormentas eléctricas.

Sin embargo, independientemente de la raza, todos los perros pueden experimentar ansiedad y mostrar comportamientos similares.

Los perros de razas pequeñas son más ansiosos

¿Cómo calmar a mi perro si sufre ansiendad?

Todo depende de la causa de la ansiedad de cada mascota, pero hay muchas opciones disponibles que pueden ayudar a calmar a tu perro.

Estas pueden incluir productos que producen feromonas naturales, chalecos antiansiedad, tratamientos veterinarios y suplementos nutricionales.

Pero se necesita el consejo de un especialista para ayudar a identificar los calmantes apropiados en cada caso.

Por lo general, además de cualquier producto o tratamiento, son necesarias algunas técnicas de entrenamiento.

Probióticos para reducir la ansiendad en perros

Los probióticos pueden ayudar a calmar a los perros que sufren de ansiedad. En la actualidad, aquellos probióticos que contienen una bacteria llamada Bifidobacterium longum pueden ser efectivos. Por el momento, la mayoría de los probióticos contienen otras especies de bacterias, ya que están diseñados para promover la salud intestinal.

Los probióticos que contienen Bifidobacterium longum podrían actuar en lo que se llama el "eje intestino-cerebro" para ayudar a reducir la ansiedad. Se trata de la vía que une a los intestinos y al cerebro a través de diferentes partes del sistema nervioso.

Esta comunicación bidireccional incluye:

  • Nervios dentro de los intestinos (el sistema nervioso entérico) que envían señales al cerebro a través del nervio vago.
  • Hormonas que se liberan en respuesta a señales del cerebro y que actúan alrededor del cuerpo, incluso dentro del intestino.
  • La microbiota intestinal (bacterias y otros microorganismos) puede afectar las células inmunes dentro del revestimiento intestinal, alterando los químicos que estas células producen. Esto puede provocar cambios en las señales enviadas por el sistema nervioso entérico al cerebro.
  • El bioma intestinal participa en la producción de ácidos grasos de cadena corta y se cree que estos pueden desempeñar un papel en el funcionamiento del cerebro.

Importante: dado que hay muchas causas de ansiedad en las mascotas, siempre es mejor hablar con un veterinario y un adiestrador antes de probar cualquier tratamiento, incluidos los suplementos como los probióticos para calmar a un perro.

¿Cuándo consultar a un veterinario?

Deberás hablar con un veterinario si crees que tu mascota podría estar ansiosa o si tiene otras alteraciones en su comportamiento. Así, podrá examinarla en busca de algún problema de salud y aconsejarte si es necesario algún tratamiento médico. También tendrás que hablar con un adiestrador calificado para un programa de entrenamiento que sea apropiado para tu mascota.