¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

Disfunción cognitiva en perros mayores: causas, síntomas y tratamiento

Una perra raza crestado rodesiano con disfunción cognitiva

La disfunción cognitiva no tiene tratamiento.

© Anke van Wyk / Shutterstock

Ya que la mayoría de los perros adultos sufren algún grado de disfunción cognitiva por la edad, es bueno saber de qué se trata y cómo ayudarlos.

Por Dra. Helen Donald, veterinaria miembro del 'Royal College of Veterinary Surgeons' (MRCVS) del Reino Unido

Actualizado el 21/3/21 21:53

La disfunción o el deterioro cognitivo es un trastorno común y progresivo que se observa en buena parte de los perros mayores. Como consecuencia, puede tener un efecto importante en su comportamiento y estado de ánimo, lo cual es necesario atender para evitar mayores complicaciones.

Causas de la disfunción cognitiva canina

El deterioro cognitivo está asociado con la vejez y se estima que dos tercios de los perros de 15 años o más tienen algún grado de disfunción, con síntomas que pueden comenzar en perros de tan solo seis años. Se desconoce la causa, pero las enfermedades crónicas o el estrés pueden aumentar las posibilidades de que un perro sufra algún tipo de deterioro cognitivo. 

Síntomas de la disfunción cognitiva canina

Muy ocasionalmente, los signos se harán evidentes rápidamente, por ejemplo, después de un problema con el suministro de sangre al cerebro. Sin embargo, por lo general, la aparición de la demencia es lenta y progresiva. Los síntomas iniciales pueden ser cambios bastante sutiles en el comportamiento hasta otros más notorios como ensuciar la casa.

A continuación, otros signos de demencia en perros adultos:

  • Desorientación
  • Interacción reducida y mayor irritabilidad
  • Interrupción del sueño
  • Desorden y ensuciamiento doméstico
  • Ansiedad
  • Actividad reducida

Ocasionalmente, algunos perros se vuelven más activos y pueden caminar inquietos o aullar y ladrar sin razón aparente.

Tratamiento de la disfunción cognitiva en perros

Lamentablemente, no existe ningún tratamiento que pueda revertir el deterioro cognitivo, pero existen formas de controlar algunos de los signos y ralentizar su progresión. Puedes intentar con una dieta especializada para tu perro o pedirle consejos a un veterinario sobre los suplementos que contienen antioxidantes, ya que se cree que son útiles (como las vitaminas C y E, y los ácidos grasos esenciales). También existen varios medicamentos recetados, como la selegilina (usada para enfrentar el párkinson en humanos), que pueden mejorar la función cerebral, o medicamentos contra la ansiedad para perros con trastornos del sueño.

No existe tratamiento para la disfunción cognitiva

¿Es la disfunción cognitiva canina fatal?

La disfunción cognitiva no es fatal en sí misma, pero algunos perros se vuelven reacios a comer o pueden perder la orientación, incluso en caminos que conocen, lo que los expone a otros problemas. A veces, convivir con un perro con demencia resulta demasiado difícil para los dueños en algunos casos y un veterinario puede recomendar la eutanasia.

¿Sufren los perros al tener demencia?

Algunos perros con demencia pueden sentirse bastante confundidos y angustiados. Si tu perro tiene demencia, podrás notar que cada vez se encuentra más retraído y ansioso, y puede desarrollar comportamientos obsesivos como lamer o masticar compulsivamente. Esto puede resultar angustioso tanto para el perro como para su dueño.

Los perros con demencia suelen sentirse confundidos

¿A qué edad los perros contraen demencia (disfunción cognitiva)?

La edad de inicio varía enormemente de acuerdo con cada caso. Aproximadamente, la mitad de los perros muestran algunos síntomas de disfunción cognitiva a los 11 años, aproximadamente.

Problemas neurológicos repentinos

Los desequilibrios neurológicos pueden ocurrir repentinamente por muchas razones. En ese momento, si sospechas que hay un problema con tu perro, es necesario consultar a un veterinario de inmediato. Infecciones, trastornos metabólicos, coágulos de sangre y lesiones físicas pueden causar problemas neurológicos tales como convulsiones, colapso o debilidad.

Recuperación de problemas neurológicos en perros

Las posibilidades de recuperación dependen de la causa del problema. Algunas afecciones pueden tratarse con medicamentos u operaciones, pero otras pueden tener un impacto significativo en la vida de tu perro, dañando su bienestar considerablemente, lo que podría derivar en la recomendación de una eutanasia por parte del veterinario.

Síntomas de un tumor cerebral en un perro

Los signos de un tumor cerebral suelen depender de su ubicación y de la parte del cerebro que esté afectando. Las convulsiones son el primer síntoma en los perros pero puede haber signos más pequeños, como un aumento de la agresión o comportamientos repetitivos. También notarás cambios en la visión de tu perro o en su equilibrio y coordinación. Temblores, movimientos anormales de los ojos, un caminando en círculos o una inclinación de la cabeza son otros signos comunes.

Síntomas de trastornos neurológicos en perros

Los síntomas de cualquier trastorno neurológico pueden ser similares a los de un tumor cerebral a menos que afecten la médula espinal o los nervios periféricos, en cuyo caso se notará una debilidad o parálisis solo en una parte del cuerpo de tu perro.

¿Cómo prevenir la demencia en los perros?

No se puede hacer mucho para evitar que tu perro contraiga demencia, pero estudios científicos indican que mantener a tu perro mentalmente estimulado es útil. Asegúrate de que tu perro (sobre todo si es viejito) haga mucho ejercicio, tanto como su condición física lo permita, y realice juegos y entrenamientos en su rutina diaria. 

¿Cuándo debería ver a un veterinario?

Si tu perro desarrolla una parálisis repentina o movimientos anormales o comienza a tener convulsiones, consulta a un veterinario de inmediato. También debes consultar a un veterinario si crees que tu perro está desarrollando síntomas de demencia. Tú conoces mejor a tu perro, pero un veterinario podrá ayudarte mejor. Recuerda, debe comprobarse cualquier cambio de comportamiento o estado de ánimo.

¿Qué debería preguntarle al veterinario para tratar la disfunción cognitiva en mi perro?

Es posible que un veterinario no pueda ofrecerte una cura para tu perro, pero pídele que te recomiende tratamientos que retrasen cualquier avance de la enfermedad. Estos pueden ser costosos y es probable que tu perro necesite chequeos regulares, así que también pídele una estimación de los costos involucrados. Eventualmente, es posible que tu perro deba ser sacrificado, por lo que es necesario estar preparado. También puedes pedirle al veterinario que te diga cuáles son las señales fundamentales que indican que tu perro ha llegado a ese punto.

Los consejos publicados en Wamiz tienen una finalidad informativa y nunca deben ser utilizados como un sustituto a la consulta con un veterinario o especialista de la salud.