¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

Peleas clandestinas de perros en Chile: origen, sanciones y cómo denunciarlas

Foto de una pelea clandestina de perros en Chile

En Chile, las peleas clandestinas de perros son comunes.

© Alex Zotov / Shutterstock

Desde tiempos coloniales, las peleas de perros han estado presentes. En Chile, se intenta prohibirlas por la vía legal ante el aumento de denuncias.

Por Natalia Messer

Actualizado el

Origen e historia de las peleas clandestinas de perros en Chile

En Chile, las peleas de perros surgieron como una actividad recreativa en la época colonial y su finalidad era determinar una raza por sobre otra, aunque también, en ciertos casos, para confrontar ideas políticas. 

El triunfador, generalmente, y como parte de una apuesta, se llevaba consigo una cuantiosa suma de dinero.

Durante varias décadas, las peleas de perros y gallos fueron muy populares en Chile. Esto hasta que comenzaron a prohibirse por considerarse una forma de maltrato, que puede ocasionar incluso la muerte del animal.

De acuerdo con la Humane Society Internacional (HSI), las peleas de perros son un “concurso sádico en el cual dos perros, específicamente criados, condicionados y entrenados para pelear, son puestos en un pozo a pelear entre sí para propiciar el entretenimiento y el juego de apuestas de los espectadores”.

Pese a su prohibición y rechazo, las peleas de perros siguen vigentes hasta el día de hoy. La prensa ha dado a conocer grupos u organizaciones que operan en la clandestinidad y que enfrentan a perros de distintas razas.

Esta práctica ocasiona siempre dolor y sufrimiento a los animales. Los perros son especialmente entrenados con violentos métodos e incluso se les insertan elementos cortopunzantes en sus extremidades.

Se utilizan razas potencialmente peligrosas como pitbulls, rottweilers o presa canarios, entre otros.

En febrero de 2019, la BBC realizó una investigación en torno a las mafias que organizan peleas de perros por toda Europa. 

Peleas de perros en Chile: sanciones

Las peleas de perros técnicamente cabrían dentro de lo que se conoce como maltrato animal, y que en Chile es considerado un delito, como se establece en la Ley 20.380 de Proteción Animal:

“El que cometiere actos de maltrato o crueldad con animales será castigado con la pena de presidio menor en sus grados mínimo a medio y multa de dos a treinta unidades tributarias mensuales, o solo con esta última”.

Es decir, la persona que cometa maltrato contra un animal podría cumplir entre 61 días hasta 3 años de cárcel y multas que van desde los 104 mil hasta el millón y medio de pesos chilenos (143 hasta 2.063 dólares estadounidenses, aproximadamente).

La legislación chilena establece que el maltrato animal es todo acto de crueldad en el que se le provoque un dolor o sufrimiento innecesario al animal.

En 2017 se promulgó la denominada "Ley Cholito", que endureció las penas de maltrato y modificó el artículo 291 bis del Código Penal, y que tipifica este delito. Asimismo, permitió que por el delito de crueldad animal puedan querellarse organizaciones promotoras de la tenencia responsable de mascotas o animales de compañía, cualquiera que sea su domicilio dentro del país.

De esa forma, en los últimos años, instituciones animalistas han comenzado a denunciar a las personas que están detrás de estas peleas clandestinas.

La "Ley Cholito" impone penas por maltrato animal

En 2018, por ejemplo, un grupo de defensores de animales rescató a un pitbull en la ciudad de Valparaíso que se encontraba con signos de haber participado en esta práctica ilegal.

Recientemente, en octubre de 2020, un grupo de legisladores presentó una moción al congreso chileno para prohibir estas peleas con participación del ser humano y estableciendo tácitamente las peleas de perros o de gallos como un tipo de maltrato animal.

El proyecto señala que las peleas de gallos y perros se han convertido en prácticas lucrativas para sus organizadores, quienes apuestan dinero y otros bienes a costa de los animales.

La iniciativa propone una modificación al artículo 291 bis del Código Penal señalando lo siguiente: “Se prohíben las peleas entre animales provocadas o en que tenga incidencia el ser humano y serán entendidas las peleas de gallos y peleas de perros como ejemplo expreso de maltrato animal”.

Por ahora, el proyecto se encuentra en primer trámite constitucional, en análisis por la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales de la Cámara de Diputados.

Puedes hacer seguimiento de la iniciativa en este enlace.

¿Cómo denunciar una pelea clandestina de perros en Chile?

Debes saber que en Chile cualquier persona puede denunciar un hecho constitutivo de maltrato animal, ya que se trata de un delito de acción penal pública.

Si conoces de buena fuente un caso de pelea clandestina de perros o gallos, puedes hacer la denuncia en cualquiera de los siguientes organismos:

  • Carabineros de Chile.
  • Policía de Investigaciones.
  • Cualquier tribunal con competencia penal.
  • Ministerio Público.
  • Gendarmería de Chile, en los casos de los delitos cometidos dentro de los recintos penitenciarios.

Para hacer la denuncia tendrás que identificarte con tu cédula de identidad o pasaporte, además de proporcionar tu domicilio y entregar una narración de los hechos.

También, deberás apuntar a quien o quienes estarían detrás del delito. Si cuentas con evidencia, como fotografías o videos, se recomienda que siempre la presentes. Esto podría ayudar a identificar a los autores detrás del delito.

Si la denuncia es verbal, se efectuará un registro en presencia del denunciante, que deberá ser firmado junto con el funcionario que recibe la denuncia.

Denunciar una pelea clandestina de perros de forma anónima

En caso de que por motivos personales no quieras revelar tu identidad, puedes contactarte telefónicamente con la Brigada Investigadora de Delitos Contra el Medioambiente y Patrimonio Cultural de la Policía de Investigaciones de Chile (BIDEMA PDI), y dar información directamente de los hechos constitutivos de maltrato animal.

Aquí puedes encontrar más información de la BIDEMA.

También te puede interesar:

Deja un comentario
0 comentarios
Confirmación de la eliminación

¿Estás seguro de querer borrar este comentario?

Conéctate para comentar