¡Bienvenidos a Wamiz Latinoamérica! 🌎

Publicidad

5 gatos silvestres nativos de Chile

Gato de Geaoffroy en la selva

El gato de Geoffroy es un gato silvestre de Chile.

© slowmotiongli / Shutterstock

Gatos guiña, andino, de Geoffroy, puma y colocolo son especies nativas en Chile. No obstante, algunos expertos hablan hasta de 7 subtipos de felinos silvestres. 

Por Natalia Messer

Publicado el 12/4/21 19:03

Existen distintos tipos de gatos nativos en Chile. Se trata de especies felinas silvestres, presentes de norte a sur, y que no se encuentran domesticadas. Por lo general, tienen hábitos nocturnos; suelen habitar las altas planicies, donde escasea la presencia humana.

En Chile, se reconocen cinco especies de gatos autóctonos: el gato guiña, el gato andino, el gato de Geoffroy, el puma y el gato colocolo. Aunque los expertos también hablan de dos subespecies que originan de las anteriores y que también están presentes en todo el territorio nacional, aunque con diferencias entre sí.

Situación actual de los gatos silvestres en Chile

Actualmente, preocupa la situación de estas especies endémicas, que ven amenazado su hábitat natural ante la expansión agrícola, forestal y ganadera. A esto se suman los incendios forestales, que acaban con grandes extensiones de bosque nativo, donde suelen habitar.

El ciclo ecosistémico de los gatos silvestres también ha empeorado en la última década. A causa de estas amenazas —casi siempre debido a la intervención humana— las especies felinas han perdido su fuente de alimento, ya que animales como las chinchillas y vizcachas, originarias del norte del país, han desaparecido casi por completo.

Otro factor que tiene a los gatos silvestres en un frágil estado de conservación es la cacería ilegal, que se da por diferentes motivos: su apreciada piel, fines ceremoniales y creencias religiosas de pueblos andinos, o bien para evitar que animales domésticos, como gallinas o bovinos, sean atacados por pumas, guiñas, entre otros. 

En Chile, estas especies nativas están protegidas por la Ley N°19.473 y su caza está prohibida, pues afecta el equilibrio de los ecosistemas naturales. 

Gatos silvestres nativos de Chile

1. Gato Colocolo (Leopardus colocolo)

Se trata de una especie felina pequeña, cuya longitud de cuerpo bordea los 70 cm, su cola promedia los 30 cm y pesa entre 3 a 7 kg. 

Suelen ser confundidos con gatos domésticos o con el gato andino. La nariz es clara en el gato colocolo y negra en el andino. Posee bandas transversales en sus extremidades anteriores. Es un animal solitario y con hábitos nocturnos. Le gusta desplazarse y pasar tiempo en las copas de los árboles. 

De acuerdo con la Coordinación de Felinos Silvestres de Chile (CFS), en Chile existen tres subespecies de este tipo de gato: el Leopardus garleppi, que habita en el norte de Chile hasta la región de Antofagasta; el Leopardus colocolo, que se encuentra desde la ciudad de Coquimbo hasta Concepción, y el Leopardus pajeros, cuyo hábitat es la región de Aysén y Magallanes. 

Su estado de conservación es casi amenazado.  

2. Gato guiña (Leopardus guigna)

En América, es considerado el felino más pequeño. Tiene una longitud aproximada de 65 a 73 cm y un peso de 2 a 3 kg. El color de su pelaje es café a café amarillento y posee pequeñas manchas circulares, que se extienden hasta su vientre. Su cola es corta, un tanto gruesa y con anillos más oscuros. 

Esta espacie habita desde la región de Coquimbo hasta la Patagonia, especialmente en zonas como Aysén y Cochrane. Su ambiente predilecto es el bosque y matorral de mayor cobertura, aunque ha sido avistado viviendo en zonas de bosque fragmentado. 

Desde 1970 a la fecha, se registra un 70% menos de presencia del gato guiña; es decir, menos de 10.000 ejemplares, por lo que se encuentran en una situación de vulnerabilidad

La Coordinadora de Felinos Silvestres de Chile ha impulsado en el último tiempo la campaña #YoCuidoAlGatoGüiña, para proteger a este animal y evitar su extinción. 

3. Gato montés andino (Leopardus jacobita)

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Mae M. Fotografía (@e_maem)

El gato montés andino tiene una longitud que alcanza los 80 cm, además de una cola de 35 cm y su peso no es mayor a los 4 kg. Su pelaje con diseño y manchas de color café rojizo sobre fondo café grisáceo lo convierte en uno de los felinos más bellos de la lista.

De hecho, sus pieles son muy valoradas por algunos pueblos andinos, como los aymara, que suelen cazarlo con fines religiosos, para utilizar el pelaje en ceremonias y fiestas tradicionales. 

En cuanto a su hábitat, está presente en toda América del Sur y su presencia se limita a las regiones andinas del centro y sur de Perú y al norte de Chile, Bolivia y Argentina. Vive, por lo general, en zonas rocosas entre los 2.000 mil y 5.000 metros sobre el nivel del mar.

En Chile habita en las regiones de Arica y Parinacota, Tarapacá y Antofagasta. 

Su estado de conversación es alarmante. Actualmente está en peligro de extinción. Se encuentra entre los cinco felinos más amenazados del mundo. Se estima que en Chile van quedando menos de 400 ejemplares adultos. 

4. Gato de Geoffroy (Leopardus geoffroyi)

Esta especie felina tiene una longitud de 60 cm, más 20 cm de cola y un peso aproximado que va de 3 a 5 kg.

Su color es gris amarillento, mezclado con una gran cantidad de manchas negras o pequeñas motas en los flancos de su cuerpo. Las manchas se unen formando líneas en el cuello y extremidades. 

El gato de Geoffroy suele confundirse con el gato guiño debido a su gran parecido, aunque este último tiene un rostro más pequeño, cola más gruesa y corta. 

De acuerdo con el Ministerio del Medio Ambiente de Chile, esta especie tiene hábitos crepusculares y nocturnos. Es un excelente trepador que gusta descansar en los árboles. 

En cuanto a su distribución, en Chile está presente en ambientes de estepa, matorral y bosque patagónico en Magallanes y Aysén. También ha sido avistado en la Provincia de Malleco, al norte de Lonquimay. 

Se encuentra casi amenazado, pues aún no cumple con los requisitos para ser clasificado en categoría de amenaza. 

5. Puma (Puma concolor)

Es un felino que puede medir hasta 2.8 metros de largo, 80 cm de altura y pesar hasta 80 kilos. Es el más grande de las 7 especies endémicas chilenas y es el cuarto más grande del mundo, junto con el leopardo, después del tigre, el león y  el jaguar.

El puma es propiamente de América y es el principal carnívoro terrestre en Chile. Es un animal solitario, territorial, considerado el depredador más peligroso del país y el más grande presente en todo el territorio nacional. 

Su pelaje es variable en longitud y textura, aunque generalmente algo aspecto y corto, de color pardo grisáceo claro a pardo oscuro rojizo. Los lados del rostro, así como la parte trasera de las orejas y el extremo de su cola son oscuros. De color blanquecino son el frente de la boca, panza y garganta.  

Además, tiene cinco garras en sus patas delanteras y cuatro en las posteriores, lo que lo convierte en un perfecto cazador. 

A causa de la expansión urbana, su hábitat se ha visto reducido. Su distribución abarca desde el Yukón, Canadá, hasta el Estrello de Magallanes. Suele vivir en zonas cordilleranas y precordilleranas. En Chile habita desde la zona de Los Andes a lo largo de todo el territorio nacional. 

Por el momento, su peligro de extinción es una preocupación menor, pese a que el Ministerio del Medio Ambiente de Chile alerta sobre la pérdida de hábitat y fragmentación del territorio, que amenazan el alimento, refugio y espacio físico de los pumas.